618 015 995 - 923 364 310

mejorar velocidad carga

En Posicionamiento SEO 64 conocemos bien las ventajas de que tu sitio web sea más veloz. Es por eso que hoy te explicaremos diferentes maneras de mejorar la velocidad de carga en tu blog, algo que con toda seguridad podemos garantizarte traerá muchos beneficios para tu SEO y, por supuesto, hará a tus clientes mucho más felices. Sigue leyendo y conoce estos sencillos trucos que hasta el más amateur podría lograr tomar en cuenta para obtener lo mejor de su sitio Web.

Tomando las mejores decisiones

Como muchos sabrán, la velocidad de carga en un website es un aspecto muy importante que no solo mejorará la experiencia del usuario, sino que además también te hará ganar muchos puntos con los motores de búsqueda. Es algo muy conveniente desde cualquier perspectiva y aunque hay maneras más técnicas de mejorar este aspecto, hoy te daremos algunas soluciones sencillas para tener tu blog funcionando a tope.

Lo primero y más obvio es escoger el hosting adecuado. Si estás empezando, lo más probable es que no necesites de mucho, pero a medida que tu contenido va aumentando y tu tráfico va creciendo es posible que encuentres algunos problemas de carga. Lo mejor es no dejarte llevar por tu espíritu ahorrador y elegir uno cuyo servidor sea más adecuado para la información que manejas. Esta será la mayor clave para la velocidad de tu sitio Web.

Los detalles también cuentan

Una de las maneras simples para mejorar la velocidad de carga de tu blog, aunque no lo creas, es registrar tu dominio en una compañía aparte de la de tu hosting, una que esté especializada en esto. Otra más sencilla pero bastante efectiva es escoger el tema ideal. No solo debe ser atractivo, sino también inteligente, en el sentido de que esté codificado para una velocidad óptima de carga. Lo más recomendable es que antes de ponerlo en marcha, le hagas una prueba con algún software especializado para ver cuán rápido anda el demo.

Las imágenes son cruciales para mejorar el aspecto de tu sitio, sin embargo, es mejor que las utilices solo cuando sean necesarias. Trata de minimizar aquellas que sean decorativas y opta mejor por usar CSS o texto, el cual afortunadamente será útil para colocar palaras clave. Optimiza tu contenido gráfico ya que este puede ser la primera causa de lentitud. Asegúrate de cambiar el tamaño de los archivos y guardándolos en formato apropiado para la Web antes de subirlos. Además, evita utilizar HTML para restringir el tamaño de tus imágenes, solo haz que tengan la medida ideal.

Aprovecha las herramientas disponibles

Limítate en el uso de tipografías diferentes, aunque puede ser divertido jugar con ellas en tu diseño, tener que cargar muchas fuentes es otra cosa que puede enlentecer el sitio. Si vas a seleccionar una en Google Fonts, ellos monitorearán el tiempo de carga para ti y te alertarán si es muy elevado o puede causar inconvenientes. Además, si lo que manejas es un blog, trata de que la página principal muestre un sumario o extracto de los posts en vez del artículo completo. Así el trabajo se limitará solo a cargar una porción de texto y una imagen destacada.

Ten cuidado con los plugins que utilizas en WordPress. La cantidad no importa tanto sino su peso, así que averigua cuáles pueden estar haciendo todo más lento y no olvides remover aquellos que estén inutilizados o duplicados. Desactiva los pingbacks y trackbacks, que aunque son una forma genial de ver quién está compartiendo tus posts en su blog, se llevan un poco de la velocidad del sitio al tomar esa información. Finalmente, aunque sistemas externos para comentar son muy populares estos días y en realidad no están nada mal, es preferible dejar aquel predeterminado para ahorrar algunos valiosos milisegundos, o en su defecto configurarlo para que se muestre de forma opcional.

Ya ves cómo sí hay maneras simples de mejorar la velocidad de carga de tu blog sin tener que ser un experto, así lograrás evitar que potenciales clientes abandonen tu Web, mantener a tu público satisfecho y ganar algunos puntos en tu SEO. Ahora coméntanos, ¿te ha quedado alguna duda? Nos encantaría conocer tu opinión y si te ha gustado este artículo no dudes en compartirlo a través de tus redes sociales.

Share This Story!

About Author

You may also like

No Comment

You can post first response comment.

Leave A Comment

Please enter your name. Please enter an valid email address. Please enter a message.